Saturday, 2 August 2008

La horca

Llega la mañana, el trasluz la porta
el sol da paso a la vida,
pero hoy para algunos ya no brilla...

La oscuridad cede a tu sombra,
mientras destellos de algún espejo me alcanzan
mis ojos baten el espacio en tu busca, mi horca.

La muerte en tus brazos me espera
pero es el miedo el que amenaza
pues he visto el rojo teñir tu madera
¿acaso me ha de quedar esperanza?

Nuestros destinos se acarician en macabro acto
donde mis verdugos me brindarán él frío de tus lazos
pero sólo pienso que sea hermoso, que sea rápido.

La gente te aclama por dar muerte a numerosos,
dicen que eres justa, ya que no te disfrutan
así es tu fama, suspiran los miedosos
pero tus amantes, como buena mantis, ya no más perturban.

Al menos dile a aquellos que con privilegio te usaron
que aunque mi muerte no fue con sus manos
es su alma, que se encuentra entre llantos
que al quitar mi hálito, condenaron.

No comments:

Post a Comment